ESTOY CANSADO DE VENDER ¡!

ESTOY CANSADO DE VENDER¡!

Esa expresión u otras muy parecidas, las he escuchado de manera repetida.

Y no se manifiestan así especialmente Vendedores que no destacan demasiado en el ejercicio de su profesión comercial.

Al contrario, la he oído pronunciada de manera sentida por Vendedores muy cualificados, con excelentes resultados promedio a lo largo de su carrera.

Los comprendo perfectamente porque, he de confesar que, en algunos momentos, de manera cíclica y afortunadamente con grandes espacios de tiempo entre ellas, yo me he sentido de manera muy parecida.

Afortunadamente, pasado un periodo de bajón, más o menos extenso, la mayoría nos recuperamos y aprendemos a ser más resilientes.

Como Vendedor y como Formador y Entrenador de Vendedores Profesionales, me ha interesado siempre conocer las principales razones de esa desazón:

La primera el feed back emocional inadecuado que el Vendedor, en ocasiones, recibe de su propia compañía en la que, o para la que, trabaja.

La segunda, el efecto desgastante que padece de manera constante en su “roce” continuo con aquellos -compradores- a quien debe demostrar y comprender.

La tercera, la falta de renovación de conocimientos y reciclaje práctico continuado.

Tres temas (reconocimiento interno, valoración externa y dominio técnico actualizado) que exigen mucho más espacio que éste para desarrollarlos.

Acerca de alfonsoruano

25 años como Consultor en Formación de Vendedores. Socio Director en la Firma Alfonso Ruano & Asociados. Evaluación, diseño, implantación de Planes de Formación Comercial a la medida de cada empresa cliente. Impartición de cursos, seminarios y talleres de mejora contínua para Equipos de Venta en coordinación con la Estrategia de la Empresa. Contenidos e y b-learning. Capacitación de Jefes/Responsables de Equipos de venta. Apoyo a la Dirección Comercial y de RR.HH. Arquitecto (U.Politécnica de Madrid). MBA por I.E.S.E (U.Navarra)
Esta entrada fue publicada en ARTICULOS PROPIOS. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a ESTOY CANSADO DE VENDER ¡!

  1. Carlos dijo:

    Muy buena apreciación. Creo que has dado totalmente en el clavo. Son tres ruedas de un engranaje que encajan perfectamente. Cuidar el reconocimiento interno y valoración desde dentro de la Compañía se convierte en un elemento de apoyo indiscutible. La valoración externa sirve, entre otras cosas, para orientar a la persona en su desarrollo del trabajo y mejoras que debe realizar. El dominio técnico, básico igualmente, que debe ocupar el primer paso antes de estar cara a cara con el cliente.
    Estupendo artículo. ¡Enhorabuena!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s